Actualidad
Artículos divulgativos
Mª Paula Avellaneda
Graduado en Nutrición Humana y Dietética
Máster Oficial en Nutrición Personalizada y Comunitaria
Dietista-Nutricionista

Galletas tras cirugía de obesidad ¿sí o no?

Mª Paula Avellaneda
Graduado en Nutrición Humana y Dietética
Máster Oficial en Nutrición Personalizada y Comunitaria
Dietista-Nutricionista

Muchos pacientes se plantean la siguiente pregunta “¿podemos comer galletas tras cirugía de obesidad?”. A lo que los dietistas-nutricionistas contestamos: “depende”. Pero… ¿de qué depende?

Antes de nada, vamos a aclarar que después de realizarse la cirugía de reducción de estómago, como en el caso del Tubo o Manga Gástrica (Sleeve), los pacientes deben llevar a cabo una dieta progresiva, para que el estómago se adapte poco a poco a nuevas texturas de los alimentos. En esta dieta, los pacientes pasan de comer solamente alimentos líquidos, a comerlos con una consistencia semi-líquida, luego pastosa y por último de consistencia blanda, hasta que finalmente ya comen todo tipo de alimentos.

Por este motivo, durante la fase de consistencia pastosa, solemos decir que pueden introducir galletas o cereales sin azúcares añadidos, remojados en leche u otros líquidos para conseguir una consistencia de puré.

Pero esta recomendación es sólo durante la semana que dura esta fase. Más adelante, cuando se comienza a consumir todo tipo de alimentos en la fase normal de la dieta, no es buena opción que se siga consumiendo galletas tras cirugía de obesidad, de ningún tipo.

galletas 600x350

Pero… ¿Ningún tipo de galleta? ¿Son todas iguales?

Efectivamente, todas las galletas suelen contener ingredientes no recomendables nutricionalmente hablando. Incluso aquellas galletas “digestivas”, tipo María o las que se venden como galletas “dietéticas”, al fin y al cabo contienen ingredientes parecidos:

– Azúcares simples (azúcar, fructosa, sacarosa, dextrosa, glucosa, maltosa, jarabe de arce, miel de caña, jarabe de maíz, etc.),

– Harinas refinadas (de trigo, de maíz, de arroz, etc.),

– Grasas o aceites de mala calidad (aceites refinados de colza, palma, girasol, etc.),

– Almidones modificados, sal, y otros ingredientes pocos apropiados para nuestra salud.

Entonces, ¿qué puedo desayunar, almorzar y/o merendar?

Para los desayunos, almuerzos y/o meriendas, podemos optar por muchas otras mejores opciones, más sabrosas y saludables, como pueden ser:

  • Frutas variadas, mejor comerlas enteras, pero también se pueden hacer zumos naturales. Otra opción es hacer por ejemplo manzana asada con canela.
  • Frutos secos naturales o tostados (nueces, almendras, avellanas, anacardos, pistachos…), evitando aquellos que vienen fritos, con sal, o con demasiados añadidos en su lista de ingredientes.
  • Yogures sin azúcares añadidos (a los que a su vez se les puede añadir frutos secos, frutas desecadas, frutas del bosque, etc.).
  • Diferentes variedades de tostadas integrales: con tomate triturado y aceite de oliva virgen extra, humus, aguacate entero o triturado (guacamole natural), quesos, jamón serrano, huevo rayado, salmón ahumado, trocitos de frutas, etc.
  • Huevo duro, revuelto o en tortilla.
  • Boniato o calabaza asados, con un poco de miel cruda.
  • Porridge de avena: consiste en calentar leche con avena, añadirle frutas, frutos secos, miel cruda, cacao puro, canela, etc. al gusto y finalmente dejar enfriar.
  • Batidos de fruta naturales, hechos con leche o yogur.

fibra-en-verano 600x350

Y si quiero comer galletas tras cirugía de obesidad, ¿las puedo hacer caseras?

Por supuesto, también se pueden realizar galletas caseras utilizando ingredientes saludables. A continuación propongo 2 simples recetas de diferentes variedades de galletas:

1) Galletas de avena y chocolate:

  • Ingredientes:
    • 100 g harina integral
    • 100 g copos de avena
    • ½ sobre levadura
    • 3 cucharadas soperas de aceite de oliva virgen extra
    • 3 cucharadas soperas de leche
    • 1 cucharadita de canela
    • ½ pera
    • 1 cucharadita de almendras trituradas
    • 20 g miel cruda o azúcar moreno
    • 1 pizca de sal
    • 50 g chocolate puro 85%
  • Preparación:
  1. Trocear el chocolate en trozos pequeños y añadir en un cuenco la pera cortada en trozos, el aceite, la leche, la miel y la canela. Mezclar todo con la minipimer.
  2. Agregar la harina, los copos de avena, la pizca de sal, la levadura y las almendras trituradas. Mezclar todo hasta formar una masa homogénea.
  3. Hacer bolitas con la masa y colocarlas en una bandeja con papel de horno, aplastándolas un poco. Meter la bandeja al horno precalentado a 180ºC, durante 20 minutos.
  4. Dejar enfriar las galletas antes de consumirlas.

2) Galletas de plátano y coco:

  • Ingredientes:
    • 120 g de plátano maduro
    • 70 g de coco rallado
    • Chocolate puro 85%
    • Higos secos
  • Preparación:
  1. Precalentar el horno a 180ºC.
  2. Triturar los higos secos con una minipimer. Aplastar el plátano, los higos y el coco juntos con la ayuda de un tenedor.
  3. Hacer bolitas y colocarlas en una bandeja con papel de horno, aplastándolas un poco y dándoles forma.
  4. Espolvorearlas con más coco y colocar encima trocitos pequeños de chocolate.
  5. Hornear las galletas 15-20 minutos, hasta que doren. Dejar enfriar las galletas para que endurezcan un poco.

Deja un comentario

 Acepto la política de privacidad

Debe aceptar la política de privacidad para enviar un comentario

Artículos relacionados

Es imprescindible que los pacientes de cirugia bariátrica cuiden la alimentación en fallas....
1 Mar 2019
En la actualidad el consumo de bebidas vegetales ha aumentado exponencialmente. En este artículo va...
1 Feb 2019
La obesidad clase I (IMC 30-35 kg/m2) empeora la calidad de vida y disminuye la longevidad. Por todo...
1 Feb 2019