Actualidad
Artículos divulgativos
Yolanda Melero
Licenciada en Psicología
Psicóloga de la Obesidad

Sin excusas para no hacer ejercicio

Yolanda Melero
Licenciada en Psicología
Psicóloga de la Obesidad

Las excusas para no hacer ejercicio son muy frecuentes en la mayoría de las personas sedentarias, que aprovechan cualquier motivo para retrasar y evitar la realización de una actividad que implique esfuerzo físico. Es muy importante ser conscientes de que estos pensamientos son realmente excusas y tener preparado unas vías para desmontarlas y poder llevar a cabo nuestra finalidad. A continuación comentaremos las excusas más frecuentes así como las maneras de sortearlas:

Excusas para no hacer ejercicio: “No tengo tiempo”

Esta es la excusa estrella que solemos poner todos, y puede las justificaciones suelen ser así: “Hoy voy muy liado, mejor mañana que iré más tranquila” o en esta época estoy muy ocupado mejor de cara al verano, invierno, primavera, después de exámenes, … que iré más tranquilo, etc… La idea es que vamos postergando el comenzar a movernos porque no tenemos tiempo. Pero realmente la mayoría de las ocasiones nos tenemos que dar cuenta que no es que no tenemos tiempo si no que nuestras prioridades son otras y el cuidar nuestro cuerpo, mantenednos en forma y cuidarnos no es una de ellas.

La realidad es que para mucha gente, realizar ejercicio es una PERDIDA DE TIEMPO.

Las soluciones son variadas, en nuestra clínica aconsejamos a los pacientes a adaptar el ejercicio al máximo a sus posibilidades y ritmo de vida. Por ejemplo, si de verdad es imposible realizar ejercicio porque no hay tiempo libre, muchas veces podemos ir a trabajar y volver andando o en bicicleta, subir por las escaleras (y no por el ascensor), aparcar con el coche más lejos del trabajo, si se va en metro/bus bajarse varias paradas antes. La idea es aprovechar la vida diaria para moverse y ejercitarse.Excusas para no hacer ejercicio- 600x350

 

Excusas para no hacer ejercicio: “Tengo muchas obligaciones familiares”

Esta razón es una variante de la anterior y la suelen enunciar principalmente madres con hijos o personas a su cargo. A estos pacientes les sugerimos que se planteen lo que están haciendo, están anteponiendo las necesidades de los demás a las suyas propias, están descuidándose a sí mismos para cuidar al otro. Si para cuidar al otro nos hemos de descuidar a nosotros mismos, nuestro cuerpo, nuestro bienestar… hemos de plantearnos si esto es un buen cuidado. Porque el mensaje que le estamos trasmitiendo a los otros es que las necesidades de uno mismo no importan. Y por ejemplo nuestros hijos acaban aprendiendo que hay que sacrificarse por los demás sin preocuparse por uno mismo o bien lo contrario, podemos favorecer que se vuelvan demandantes y se aprovechan de los demás.

 

Excusas para no hacer ejercicio: “Me deja muy cansado, echo polvo, sin energía…”

Esto ocurre sobre todo cuando la persona empieza muy fuerte la actividad, con metas muy altas y luego claro acaba muy cansado. Es básico, y más cuando se lleva una vida sedentaria, que la persona comience muy poco a poco. La intensidad ha de ser baja para gradualmente ir subiéndola. Incluso así, hemos de ser conscientes que al principio tendremos agujetas y tener la suficiente paciencia para aguantar en el tiempo. Realmente tenemos que tener presente que el realizar una vida activa nos fortalece, tanto a nivel físico como a nivel psicológico.

 

Excusas para no hacer ejercicio: “Es un aburrimiento, no encuentro una actividad que me guste”

El realizar ejercicio ha de ser un placer, algo que nos agrade, que nos motive y nos guste. En numerosas ocasiones mentalmente nos autoconvencemos que no hay nada que nos gusta y la mayoría de estas actividades, ni siquiera lo hemos probado. Es decir, vamos cerrando desde el principio, no le damos una oportunidad. Y es una lástima, porque el realizar ejercicio es una de los pilares para nuestro bienestar no sólo físico sino también emocional, porque un cuerpo que no se mueve tiende a estresarse y a deprimirse con mucha más facilidad.

Pueden plantearnos sus dudas y comentarios en consultas@obesitas.es“.
Si usted padece obesidad, explíquenos su caso en nuestra “Historia Clinica de Obesidad”, y le realizaremos una recomendación.

Deja un comentario

 Acepto la política de privacidad

Debe aceptar la política de privacidad para enviar un comentario

Artículos relacionados

En palabras de Luis Berbel, presidente de la Sociedad de Entrenadores Personales de Valencia: “Una...
1 Ago 2018
A continuación proponemos una serie de ejercicios físicos adaptados a la obesidad, que se puede re...
26 Abr 2017
El ejercicio físico en obesidad nos lleva a querer movernos cada vez más, a salir de la zona de co...
26 Abr 2017