Actualidad
Artículos divulgativos
Publicado el 2 de febrero de 2014Última edición el 28 de mayo de 2021
Publicado el 2 de febrero de 2014Última edición el 28 de mayo de 2021

Seguridad del balón gástrico

Cirujano Bariátrico y Metabólico

La obesidad es un importante factor de riesgo para la aparición de enfermedades como la diabetes, la hipertensión, el colesterol aumentado. El balón gástrico continua siendo uno de los tratamientos más utilizados para el control de la obesidad, cuando todavía no es necesaria una operación de obesidad.

Para la seguridad del balón gástrico, es imprescindible un correcto seguimiento por un médico experimentado, que sepa anticiparse a posibles problemas que podrían aparecer durante los 6 meses que se lleva implantado el balón.

Además, un equipo multidisciplinar mejora la seguridad del balón gástrico, ya que enseña al paciente como alimentarse correctamente, y le ayuda a controlar su comportamiento emocional con los alimentos, de la mano de un psicólogo especializado.

 

Tratamiento: el Balón Gástrico

Cuando el exceso de peso es importante (15-25 kg), y no tenemos esa facilidad ni esas fuerzas para sacrificarnos y perder peso, tratamientos como el Balón Gástrico pueden ser de gran ayuda.

Seguridad del balón gástrico

El tratamiento con Balón Gástrico (puede consultar aquí el precio) tiene una gran popularidad.  Ha sido muy utilizado en los últimos 10 años, hasta que poco a poco ha perdido parte del interés por sus limitaciones. Y en realidad, todo se ha debido a que ha sido utilizado como un sustituto, «más seguro», de la cirugía, esperando que resolviese una obesidad severa o mórbida, con excesos de peso de 35, 40 o más kilos. Y desde luego, el tratamiento en estos casos es muy probable que fracase.

 

¿Es seguro el Balón Gástrico?

El Balón intragástrico, en manos expertas, es muy seguro y eficaz. Nos puede ayudar a perder hasta 20 o 25 kg, y sobre todo a cambiar nuestros hábitos y estilo de vida. Durante el tiempo que el paciente lo lleva implantado se trabaja estrechamente con el nutricionista y el psicólogo para asegurar que el peso no se va a recuperar tras la retirada del balón. Es decir, es como una segunda oportunidad para mejorar la gestión de la pérdida de peso, y evitar recurrir a la cirugía en un futuro o continuar en un ciclo incesable de dietas continuas.

Desde los primeros balones intragástricos de silicona hinchados con  suero fisiológico y utilizados desde hace 10 años, hasta los actuales de poliuretano que se implantan mediante la ingestión de una simple cápsula y se hinchan con nitrógenos medicinal, se ha producido una evolución simplificando su manejo, disminuyendo molestias y mejorando la seguridad.

Seguridad del balón gástrico

Hoy en día son excepcionales algunos problemas de seguridad que planteaban ocasionalmente los primeros balones. En la actualidad es muy infrecuente que se deshinche un balón, que se perfore, o que falle la válvula de relleno.

En cualquier caso, existen en el mercado balones gástricos con una calidad menos resistente a la acción del ácido, y con una forma final, más proclive a causar obstrucciones gástricas. Es muy importante preguntar por estos aspectos a los especialistas que les ofrezcan este tratamiento. Como en cualquier otro tratamiento, la calidad de la prótesis utilizada puede encarecer el tratamiento, pero es fundamental para aportar seguridad y éxito al mismo.

 

Seguimiento por un equipo multidisciplinar experto

La seguridad del balón gástrico, muchas veces en entredicho, es casi completa en manos especializadas. Para que el balón gástrico sea seguro, debe implantarse por un especialista en endoscopias experto, y en un centro con todos los medios de seguridad necesarios. Además, por comodidad del paciente, debe realizarse bajo sedación en manos de un especialista en anestesia.

Seguridad del balón gástrico

Además, es  crucial para la seguridad del tratamiento un seguimiento minucioso por médicos con experiencia en este tratamiento, preferiblemente cirujanos bariátricos o endoscopistas. Tan importante o más, es el seguimiento por parte del nutricionista y del psicólogo que ayudan al paciente a cambiar su estilo de vida a largo plazo.

 

Conclusión

El balón intragástrico presenta unos niveles muy altos de seguridad. Se erige como la opción más adecuada para aquellos pacientes que no consiguen perder peso con dietas, y que todavía no se les puede indicar una operación de obesidad. El seguimiento por un equipo experto de médicos bariátricos, endoscopistas, nutricionistas y psicólogos es fundamental para el éxito a largo plazo del tratamiento. Y sin olvidarnos nunca de la importancia de la actividad física regular.

balon y seguridad

Padezco obesidad, desearía una recomendación, “Historia Clinica de Obesidad”
Quiero conocer el  «Coste de nuestros tratamientos»
Deseo saber más sobre el «Balón Gástrico»
Leer más artículos sobre el «Balón Gástrico»
¿Te ha gustado este artículo? ¡Valóralo!
1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas
cargandoCargando...

Escriba su comentario

 Acepto la política de privacidad

Debe aceptar la política de privacidad para enviar un comentario

Artículos relacionados

Tras la colocación del Balón Gástrico, el paciente debe seguir una dieta progresiva, en la que ir...
2 May 2018
Fructosa, jarabe de glucosa, maltodextrina, sacarosa, sorbitol, galactosa, dextrosa, miel de caña, ...
30 Nov 2017
Con el balón ingerible y excretable el paciente pasa por una experiencia más liviana, dónde no re...
27 Jun 2017