Actualidad
Artículos divulgativos

Cirugía bariátrica y Navidad. Recomendaciones dietéticas

Dietista - Nutricionista

A finales del mes de diciembre llegan unas fechas de gran importancia en nuestra sociedad: la Navidad. Esta época lleva consigo una tradición gastronómica fuertemente arraigada, que se manifiesta en sus abundantes comidas navideñas (comidas y cenas familiares, de empresa, amigos, etc.…). Se trata de una época en la que consumimos alimentos poco frecuentes en nuestra alimentación diaria como, por ejemplo, mariscos, turrones, mazapanes, roscones, polvorones, etc… Además, las cantidades también suelen ser mayores de lo habitual.

La consecuencia más importante de las comidas navideñas es, en definitiva, el aumento generalizado del peso en la población tras estos excesos.

navidad

 

CAUSAS DEL AUMENTO DE PESO EN NAVIDAD

  • Consumo de alimentos altamente calóricos. Es frecuente el consumo de dulces típicos navideños, así como de bebidas alcohólicas, productos ultraprocesados y preparaciones con altos contenidos grasos.

 

  • Mayor tamaño de las raciones. Existe la costumbre de “comer a lo grande” en navidad. Tradicionalmente, en fechas destacadas, las personas se celebrarlo mediante festines en los que hay abundancia de comida y una amplia variedad de platos ofertados en la mesa.

 

  • Picoteo frecuente. Durante los preparativos, previos al plato principal (aperitivos) y después en la sobremesa.

 

  • Mayor duración de la comida. La duración de estas comidas suele ser superior a lo habitual: empiezan con aperitivos, continúan con el plato principal y postre. Además, pueden extenderse en una larga sobremesa.

 

  • Elevado número de compromisos sociales. Las celebraciones de empresa, familiares, de amigos en Navidad y un largo etcétera, acaban dando lugar a un elevado número de eventos.

 

  • Menor actividad física en invierno: las vacaciones contribuyen a generar cambios en los hábitos diarios y rutinas de las personas. Generalmente, estos cambios suelen asociarse a un mayor sedentarismo que, junto con los factores anteriormente señalados, acaban traduciéndose en un aumento de peso.

 

En el caso de pacientes operados de cirugía bariátrica, estos factores son muy importantes por dos motivos. En primer lugar, cabe recordar que el volumen de ingesta en este tipo de pacientes se encuentra muy reducido, por lo que un exceso en una comida navideña puede estropear un bonito día familiar. En segundo lugar, este tipo de conductas pueden llevar a tener una dieta no equilibrada: si llenamos el volumen gástrico con alimentos poco saludables o productos ultraprocesados, no habrá espacio para el consumo de alimentos más interesantes nutricionalmente como los alimentos proteicos, las frutas o las verduras.                                                                        

 

RECOMENDACIONES ESPECÍFICAS PARA PACIENTES DE CIRUGÍA BARIÁTRICA

El haberse sometido a una cirugía bariátrica no hace más que aumentar la importancia de adquirir buenos hábitos para saber gestionar estas situaciones.

Por ello, os proporcionamos una serie de consejos a seguir:

  • Plato pequeño: Todo lo que se ingiere en las comidas o cenas debe caber en un plato pequeño (tamaño de postre). Esto es debido a la capacidad reducida del estómago. En consecuencia, se consigue la saciedad antes que en una persona no sometida a cirugía bariátrica. Además, hay que recordar cómo debe estar compuesto ese plato tal y como tratamos en consulta: hay que priorizar el consumo de alimentos proteicos, frutas y verduras y no olvidarnos de su existencia en este tipo de comidas.

 

  • Nº de ingestas: en vez de concentrar las ingestas y elevar la cantidad y densidad calórica, es preferible distribuirlas en diferentes tomas de menores cantidades

 

  • Evitar picoteos: los picoteos pueden generar saciedad en el paciente antes de haber empezado la comida.

 

  • Ser consciente de la sensación de saciedad: es muy importante saber cuándo dejamos de tener hambre en pacientes de cirugía bariátrica. Si se hace caso omiso a la falta de apetito y se sigue comiendo, pueden producirse digestiones pesadas que, en el peor de los casos, acaban en vómitos.

 

  • Velocidad de ingesta y masticación: se recomienda al paciente ingerir lentamente los alimentos. Del mismo modo, se aconseja una buena masticación de los alimentos para facilitar la digestión. Un claro ejemplo serían las 12 uvas de Nochevieja: un paciente con cirugía bariátrica, no podría ingerir las 12 uvas a la misma velocidad que una persona normal. Lo ideal sería trocear las uvas y consumir 12 pequeñas porciones a una velocidad muy inferior.

 

  • Bebidas gaseosas: el consumo de gases puede generar malestar, distensión y aumento en el volumen del estómago. De este modo, se desaconseja el consumo de bebidas alcohólicas que contengan gases. Es Navidad y entendemos lógico un brindis. En este caso, se recomienda beber vinos no espumosos o remover el gas con una cucharilla.

 

  • Mariscos: Cabe destacar la elevada calidad de estos productos, si bien la cantidad se ha de limitar y no ha de acaparar la totalidad de la comida.

 

  • Dulces, grasas y frituras y rebozados: pese a la existencia de dulces típicos en esta época, cabe recordar que el consumo de productos ultraprocesados, dulces o excesivamente grasos debe ser de carácter excepcional y no recurrente en las diferentes comidas de las navidades. Generalmente, el consumo de dulces suele conllevar la eliminación de la ingesta de frutas en la alimentación por lo que cabe recalcar que la clave está en el consumo moderado y ocasional de este tipo de preparaciones.

 

  • Ejercicio físico: es muy importante mantenernos activos a lo largo de todo el año y en Navidad también es importante la actividad física. En caso de inactividad temporal, aconsejamos volver poco a poco a la rutina para evitar lesiones.

 

CONCLUSIÓN

Llega una época de reuniones familiares y celebración en la que hay que saber gestionar los alimentos que consumimos, así como las cantidades y su frecuencia. Desde Clínica Obésitas, os invitamos a que apliquéis las recomendaciones del artículo para disfrutar de las navidades de una forma saludable.

Dietista - Nutricionista
¿Te ha gustado este artículo? ¡Valóralo!
1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (1 votes, average: 5,00 out of 5)
Cargando…

Escriba su comentario

 Acepto la política de privacidad

Debe aceptar la política de privacidad para enviar un comentario

Artículos relacionados

Las personas que se someten a cirugía bariátrica, muchas veces se preguntan qué cambios se pueden...
29 Jul 2020
Como profesionales sanitarios, queremos transmitir un mensaje de responsabilidad a todos nuestros pa...
18 Mar 2020
Como psicólogo de Clínica Obésitas, lo primero es mandar un mensaje de apoyo a todos nuestros pac...
17 Mar 2020