Recursos para pacientes / Guía de vitaminas y minerales en alimentos

Dieta de protección gástrica

Recomendaciones dietéticas generales en la dieta de protección gástrica

 La dieta de protección gástrica puede ser necesaria en muchos casos en los que el estómago acaba de sufrir una intervención quirúrgica, o de sufrir una gastritis importante o prolongada. Lo que busca es simplemente: 1- «Darle menos trabajo al estómago» (reposo relativo, para que se recupere de la inflamación) y 2- Evitar los irritantes.

  • Comer despacio y masticando bien los alimentos
  • No superar la sensación de saciedad (Parar de comer cuando estemos llenos)

Suprimir por completo:

  • Café
  • Chocolate
  • Alcohol
  • Especias (sobretodo picantes)
  • Azúcar en cantidad excesiva
  • Vinagre
  • Alimentos muy salados
  • Bebidas gaseosas
  • Tabaco

Evitar en la medida de lo posible:

  • Carnes muy fibrosas (Ternera por ejemplo )
  • Verduras muy fibrosas (Espárragos por ejemplo)
  • Embutidos en general
  • Pescados azules y marisco
  • Frutas crudas (a no ser que suban mucho el azúcar y haya problemas de azúcar)
  • Frutas muy ácidas
  • Vegetales crudos que puedan sentar mal (Lechuga; Tomate…)
  • Caldos concentrados de carne o pescado
  • Extractos de carne como “Bovril”
  • Col; Brécol y Nabos
  • Fritos y salsas, sobre todo las ácidas

Alimentos permitidos:

  • Carnes y pescados poco grasos y poco fibrosos (Pollo; Pescados blancos; Jamón cocido…)
  • Arroces, pastas, patatas y pan
  • Verduras fáciles de digerir (Judías tiernas; Acelgas; Espinacas; Zanahoria…)
  • Lácteos (Leche; Yogur; Quesos suaves)
  • Aceite de oliva
  • Frutas maduras; Galletas…

Métodos culinarios aconsejados:

  • Hervido; Plancha; Horno; Vapor…
  • Poca sal y condimentos